(LV999) Capítulo 1 – Parte 5

Pues bien, aquí tienen un capítulo de LV999 Villager, como se quedo interesante tal vez al rato les traiga otro capítulo, aunque no prometo nada.

PD: Yari me dijo que les trajera otro capítulo de Konjiki, así que~

Traductor: Tibe

Editado/Corregido por: Beriia
https://i0.wp.com/i.imgur.com/P93qP2G.gif?w=640


Rex cuestionó a la niña, que se movía alrededor sospechosamente frente al pedestal.

Sin embargo, la chica estaba muy centrada y no parecía darse cuenta de la presencia del Héroe. En su lugar, examinó el pedestal de una manera agitada.

“¡¿Qué estás haciendo?! ¡¿Y quién demonios eres?!”

El Héroe gritó después de que empezó a impacientarse con la chica, quien no había mostrado ninguna reacción.

Cuando finalmente se fijó en él, la chica se congeló al instante y con temor volteó a ver detrás de ella. Ella tenía un trenzado pelo rojo, pupilas dilatadas que tenían claramente una forma infantil, una típica nariz y boca pequeña, y una expresión hostil.

Miró al grupo de Rex como un animal acorralado.

En lugar de preguntarse por qué una chica estaba en un lugar como este, Krul sintió el poder mágico anormal que la chica desprendía.

“Ah… Esa mujer es probablemente un Demonio. Creo que es la razón por la que hay más monstruos dentro de la Mazmorra “.

Tan pronto como se determinó que la mujer delante de ellos era un enemigo, el grupo se preparó para el combate.

Había tres grandes tribus en este mundo; los Humanos, los Monstruos y los Demonios. Los monstruos eran una existencia que se generaba en grandes cantidades. A pesar de que parecían muy similares a los humanos, ellos llevaban una enorme cantidad de magia dentro de ellos.

En cuanto a los demonios, su aspecto era casi humano, pero sus habilidades diferían significativamente. Su fuerza física e inteligencia estaba a la par con los de un Héroe y un Sabio, respectivamente, yendo mucho más allá de las capacidades de un humano normal.

“¿Qué estás haciendo…en un lugar como este? ¡Oh, lo sé! ¡¿Tu objetivo es la Espada Sagrada?! ”

Rex se acercó más a medida que hablaba, haciendo a la chica a retroceder un paso. La parte superior del pedestal apareció a la vista, y Rex notó que no había ninguna Espada Sagrada atrapada en su interior.

“¡Perra…! ¿Dónde dejaste la Espada Sagrada?”

Los Demonios y los Humanos eran enemigos amargos. Armas de gran alcance que sólo los Héroes humanos podían manejar sólo serían una amenaza para los Demonios. Rex se preparó para atacarla, creyendo que había venido a robar la Espada Sagrada, ya que las armas de gran alcance que sólo los Héroes humanos podían manejar suponen una amenaza para los Demonios. Por lo tanto, era natural para Rex el apuntar a ella. Sin embargo, las cuestiones morales tales como “¿Por qué debería atacar a una chica Demonio tan joven?” Nunca se cruzaron su mente.

Todo el mundo sabía que los Demonios eran enemigos que tenían que ser derrotados, aunque fueran como esta chica. Magia emanaba de los cuernos de un Demonio, y esa magia hacia que los Monstruos engendraran, lo cual era inconveniente para los Humanos.

Los Demonios y los Humanos tienen diferentes afinidades con la magia. Sin embargo, no había necesidad de los Demonios para atacar a los Monstruos ya que los Monstruos nacieron de la magia de los Demonios y por lo general los obedecían… Por supuesto, los Monstruos se opondrían a los Demonios si decidieran matarse unos a otros, pero eso nunca sucedería porque no eran enemigos en primer lugar. Esta era la razón por la que los Demonios recibieron el mismo trato que los Monstruos.

El único propósito que los Demonios tenían en este mundo era ser destruidos. Debido a que los Demonios nacieron con una cantidad anormal de magia, el sometimiento del Rey Demonio, que continuaba produciendo una gran cantidad de Monstruos, era el mayor objetivo de los Humanos.

“¡Respóndeme! ¡¿Dónde está la Espada Sagrada?! ¡¿Cómo la sacaste?! ”

La Espada Sagrada no podía ser retirada si uno no tenía el Rol de Héroe. Aun así, no había una Espada Sagrada atascada en el interior del pedestal. Tampoco había rastro de la muchacha sosteniendo la Espada Sagrada.

“N…No estoy haciendo nada. No estoy sacando nada “.

Ella murmuró una respuesta mientras se enfrentaba al Héroe, el sudor goteaba de su mejilla. Él dejó escapar un rugido que perforó los tímpanos en respuesta amenazante.

Aun así, no había señales de que estuviera ocultando la Espada Sagrada en ella, ni tenía la estatura para ocultarla por completo.

“Rex-sama. ¿Qué debemos hacer?”

“Hay una alta posibilidad de que ella esté diciendo una mentira… De cualquier manera, ella es un Demonio. Derribémosla”.

El momento después de decir esto, Rex sacó su espada y comenzó a concentrarse, causando que una luz pálida, blanca empezara a brillar desde su cuerpo cubriendo su espada, haciendo parecer que la luz estaba fluyendo en él.

“No se acerquen a ella o simplemente bajen la guardia solo porque ella es todavía un niño. Derríbenla de un golpe con ataques de largo alcance “.

Palna y Krul asintieron en respuesta a Rex y comenzaron a emitir sus hechizos.

En el momento en el que Rex dio la señal, grandes espadas de hielo aparecieron alrededor de Krul y las disparó hacia la chica.

Rex cortó en línea recta hacia la chica junto con las espadas de viento de Palna, liberando un destello de luz.

Sea o no que hubieran cometido un error llamándola Demonio, en ese momento, antes incluso de que Rex terminara su ataque, algo voló hacia la chica.

De repente se detuvo frente a ella y recibió todo el daño de los ataques del grupo.

“Ustedes… ¿Qué están haciendo, atacando en grupo a alguien que no es más que una niña?”

La colisión del destello de luz de Rex provocó una tremenda explosión, junto con nubes de humo.

Una voz resonó alarmante, haciendo caso omiso de la atmósfera tensa. Rex lanzó una pregunta al intruso.

“¿Quién eres tú? ¿¡Su aliado!? ”

El grupo de Rex retrocedió unos pasos, alerta de la presencia de la persona oculta dentro del humo.

Inmediatamente después, Palna genero un poco de viento con su magia y disipó el humo.

“¿Quién…eres tú?”

El grupo del Héroe estaba desconcertado por el extraño espectáculo. El que estaba de pie delante de la chica era, sin lugar a dudas, un humano.

Además de eso, era un hombre joven que había entrado en esta peligrosa mazmorra de alto nivel, solo con equipo ligero. No, la ropa de tela y cuero liso que vestía ni siquiera se calificaban como equipo ligero.

Tenía el pelo negro corto y una cara mediocre. El hombre bostezó a pesar de la situación actual.

“¿Yo? Sólo soy un aldeano que pasaba por aquí “.


Anterior | Indice | Siguiente